De bandeja camarera a cambiador de bebes

Una bandeja camarera o velador te puede hacer las veces mientras lo necesites

La misma habitación, la misma pared, la misma mesita camarera

La misma habitación, la misma pared, la misma mesita camarera

No hace falta equiparse como si tuvieras una guardería o un hospital infantil cuando tienes un bebe (o dos, como es mi caso). Estoy segura de que tu, al igual que yo, podrás sobrevivir sin el “super-cambiador”, “la pañalera”, “el maletón de paseo”…

Yo, que odio los chismes, que odio especialmente los chismes de colores estridentes, y que soy muy apañada, me las arreglé para darle un segundo uso a objetos que ya tenía en casa. Objetos que me gustaban y que podían ser prácticos ahora que más lo necesito.

Este es un ejemplo de lo que hice con un mueble auxiliar, la bandeja camarera de madera y rafia. Antes estaba a la derecha de mi sofá y tenía una lámpara y unos adornos, la usaba para apoyar el café mientras veía la tele y otros usos típicos de mesita auxiliar. Para completar el servicio, le añadí una cesta, que la tenía de adorno por el salón, para contener los pañales y toallitas.

Ahora, ambas juntas me hacen las veces de mesa cambiador para atender a mis dos niñas. En ellas dispongo las cositas para cambiar al bebe sin tener que alejarme de él (culottes, bodys, peines, cremas, toallas, pañales, peleles…)
Y bien bonito que me ha quedado, además. No me hubiera gustado tener que poner el mueble que te venden para estos casos que más parece una nave espacial que otra cosa.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s